París – Día 4: Gárgolas

Este día lo dedicamos principalmente a visitar SainteChapelle, una pequeña capilla tal vez de las más bonitas por dentro, por su pequeño tamaño y sus numerosas vidrieras, que se halla dentro de los edificios del Ayuntamiento de la ciudad.

A pocos pasos de esta maravilla, se encuentra otra aunque de mayor tamaño, Notre Dame. Primero subimos por una de sus torres, para compartir vistas con muchas de sus “gárgolas”, aunque realmente se tratan de quimeras, ya que las gárgolas estaban destinadas a desaguar los tejados; de todas formas a mi me parecieron algunas de ellas, preciosas se llamen como se llamen. Sobre todo ésta, que parece no cansarse nunca de contemplar embelesada a la ciudad.


Tras las más de 500 escaleras que tuvimos que subir, y en consecuencia bajar, fuimos a reponer fuerzas a la orilla del Sena, con unos sandwiches, nuestra dieta principal durante las vacaciones (sobre todo a la hora de la comida)

Después de dar buena cuenta de lo que teníamos en la mochila, entramos en el museo D’Orsay, un lujo para los amantes del arte vanguardista, y cómo no, para mi. Aquí pude ver por primera vez el cuadro La Siesta, de Van Gogh, que no me sonaba de nada y que me hizo ganar un buen dinerito en Date el Bote (aunque esa es una historia que ya os contaré en otra ocasión)

Levábamos ya una paliza en el cuerpo importante, porque no habíamos parado desde que aterrizamos en el Charles de Gaulle, así que después del museo nos fuimos hasta los verdes campos de la Torre Eiffel a tumbarnos un buen rato.

Bueno, fuimos nosotras, y un montón de gente más. Se estaba de vicio…

Como considerábamos que habíamos subido pocas escaleras ese día, nos animamos a subir hasta arriba del Arco de Triunfo, que apenas tenían 300 escalones, nada comparado con lo de Notre Dame, claro, y ahora que habíamos cogido el ritmo

Total, que como ese día si que nos lo habíamos merecido, nos dimos un premio en un restaurante italiano de al lado.

Y la verdad es que no era tan caro. Cenamos las dos por unos 40 €, Ana eligió un menú y yo a la carta, nos pusimos las dos las botas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s